C

Cuando leas los periódicos no pierdas de vista cómo los Partidos que «democráticamente» han ganado las elecciones, ya instalados en el Poder absoluto por mayoría, mueven a su antojo personas afines para garantizar leyes, acciones judiciales, limpia de enemigos políticos, y todo aquello que esté a su alcance para mantenerse en el Poder.

Leo mucha noticia de todo tipo de  prensa, de Izquierdas, de Derechas, y es cierto que cada uno hala para su lado, simplemente no contando las verdades que puedan perjudicarles. ¿Pero eso es democrático? Como siempre se ha hecho así -me dice alguien- ¿significa que está bien hecho? ¿No sería lógico pensar que por esa aceptación de las irregularidades históricas a favor de unos y en detrimento de otros, hoy estamos ante las puertas de la desaparición de la Democracia tal como la conocemos?

Aquí no valen excusas de que el PSOE cuando estaba en el Poder hizo lo mismo. Eso no puede ser una justificación para ver que hoy ya TVE pase a manos del equipo de Urdaci (el tristemente famoso periodista en época de Aznar que trazó las noticias a la medida del PP cuando la guerra de Iraq, por ejemplo).

Advertir que se ha demorado 2 años en volver las ideas de Urdaci a TVE, como si fuese un premio la independencia de TVE o un alivio, no puede ser una argumentación racional, ni es verdad dada la poca cobertura de TVE a hechos claves y protestas del pueblo en contra del PP, con sólo ocultar, minimizar, desplazar de los minutos más importantes del telediario.

Justificar que en el cambio de Poder sólo se «limpió» a Ana Pastor porque «era muy de izquierdas» ni es cierto que sólo ocurrió ese hecho, ni amueblar la TVE a tus intereses puede ser la solución al derecho a la independencia informativa. ¿O es que esto es una Dictadura?

Se trata de objetividad, no de imaginaciones ni interpretaciones. Se trata de objetividad.

Si en términos generales la Izquierda es más objetiva y crítica hasta consigo misma, ¿porqué la Derecha no funciona igual?

Si Ana Pastor estuviera en su puesto de los Desayunos hablaría de la corrupción evidente del PP. ¿Eso es ser de Izquierdas? Llamar a las cosas por su nombre, demostrar con hechos objetivos la corrupción del PP, del PSOE, de CIU, ¿es de izquierdas?

O lo contrario. Ocultar, impedir que la verdad se haga verdad, tal como quiere el PP al situar personas de su filiación en puestos claves del Estado para garantizar sus ideas, su Poder, ¿es de Derechas?, ¿o es Antidemocrático?

Cuando leas la prensa verás que el presidente del Tribunal Constitucional de España, ocultó deliberadamente pertenecer al PP. En un primer momento ilegal , pero ya están diciendo  que no, que se puede hacer, que es legal. ¿Les creemos? Piénsalo.

¿Podemos creer a un Partido súper corrupto, súper mentiroso, un partido que está desesperadamente buscando ardides judiciales para escapar indemne de la mayor corrupción política y económica de España?

Y si finalmente el PP se ha financiado ilegalmente como todo parece indicar. ¿Está en su Derecho de gobernarnos a sabiendas que no tiene la más mínima decencia para invitarnos a creer en sus ideas, sus políticas?

La Ética y la Moral no son de derechas ni izquierdas, son cualidades que nos hacen mejores, libres, transparentes. Y con ello alejamos todo tipo de conflicto y situaciones que podrían derivar en estallidos sociales y guerras. Porque la gente vive para tener derechos, una vida mejor, y los engaños masivos son pura dinamita que hieren el orgullo de la gente.

Y como el Gobierno del PP lo sabe, modifican la línea informativa de TVE, ponen a su gente al frente de los principales poderes del estado. ¿Esto es una Democracia o una Dictadura?

EL CASO DE RUSIA

Aunque no leas el País por animadversión eso no va evitar la verdad de que Rusia, Putin, hace ya tiempo está eliminando a todos los opositores de su Poder.

Periodistas, empresarios, cantantes, han ido cayendo en el estado ruso por oponerse a Putin, en métodos novelísticos como encarcelamientos, asesinatos, y envenenamientos.

La lista es larga. Sólo busca el País de hoy y lee los nombres de los rusos que se han opuesto al Krenlim y han muerto o han sido encarcelados.

El hecho objetivo es que los que deberían estar, no están. Y todos tienen en común no estar de acuerdo con la políticas totalitarias de la supuesta «Democracia Rusa». Eliminar opositores como si aún estuviéramos viviendo en la Guerra Fría no es democrático, es sencillamente dictatorial, opaco, corrupto, ilegal, inhumano.

Bienvenidos al Fin de la Democracia!

Sin comentarios