E

El mundo se está acabando
y sólo veo zapatos.

Mi mirada es una suela inmunda
que pisa y abofetea la calle a placer.

Como adoquines la vida
como loza de cemento sin florituras.

El mundo es una vitrina de zapatos
y voy de caza.

Cordón de cuero cabelludo
abominable de la cabeza a los pies.

Zapatos con botones y flores de vaca ahumada
cintas de tul.

Pies vestidos de marcas internacionales
osos y ardillas expiatorias como reclamo

como uña encarnada
dedos de mazapán.

El mundo tiene peste a patas
éter a zapato usado como pisapapel.

Busco mientras los zapaticos de cristal,
la urna que los contiene.

Pero voy de incógnito por la ciudad,
y sólo veo zapatos por doquier.

a.c.rey.10.2008

Más fotos de zapatos usados.

Sin comentarios