L

Calle de la Habana

Lo triste de la Historia es que no aprende e intenta repetirse, o que, de existir como sabemos que existe, funciona como un espejo donde el hombre se mira y lucha para mejorarse a sí mismo en su maldad, o dicho de otra forma, donde el Poder estudia todas las posibilidades pasadas para no errar en el presente y perpetuar su poderío sobre la gente. La suerte de Fidel es que siendo de los últimos «dominadores de pueblos» ha tenido tiempo de estudiar a Napoleón, no en el concepto de una figura imperial sobre vastas extenciones de tierra, sino en la capacidad para controlar la mente de millones de personas, que al fin y al cabo, por los medios que sean, es de lo que se trata si quieres mantener el poder, perpetuarlo, reclutar militares, y lograr tus propósitos.
Si hay un ejemplo en la Historia donde la gente, como tú y como yo, oliendo la sumisión y esclavitud pronosticada que se cernía sobre sus vidas, decidieron tomar partido y edificar un NO universal con olor a sangre y pólvora, ese fue el primer Sitio de Zaragoza, el 15 de junio de 1808. Luego vino un segundo, y para entonces, cuando no se pudo más, una ciudad de 55 000 habitantes pasó a 12 000, entre muertos de guerra y muertos de tifus. Enfatizo que los propios habitantes, sin conocimientos militares ni adiestramiento, se defendieron como pudieron, literalmente hasta con cuchillos, durante más de seis meses.

La foto que adjunto es del interior de la Basílica del Pilar de Zaragoza, cuya virgen del Pilar es la patrona de la Hispanidad, países latinoamericanos de habla hispana, por lo que puede verse en sus columnas las banderas de estas naciones, entre ellas Cuba. La fachada de esta Iglesia aún conserva las huellas de la Guerra de Independencia, entre España y Francia.

Cada año, cuando llega la fecha del primer Sitio, se celebra en Zaragoza con el canto y el baile tradicional típico de Aragón, La Jota, mezclado con una representación teatral de trajes y armas de época, que hasta son disparadas con salva.

Si te gusta aprender y conocer, no dejes de leer la historia de los Sitios de Zaragoza.

ACRey

Hay 2 comentarios

  1. Aguaya Berlín

    Me gustan todas esas tradiciones, entre otras cosas, por el colorido de los trajes y la música.
    Celebro que nos escribas de la historia y la cultura del país donde vives!


Publicar un nuevo comentario